Cómo conseguir una niña bebé

Share This:
Cómo conseguir una niña bebé
Cómo conseguir una niña bebé.

 

 

Por   Makko Musagara

 

Tengo cuatro hijas y dos hijos. Pero he visto parejas que solo tienen niños, hasta cinco seguidos. ¿Qué causa esta diferencia? ¿Quién tiene la culpa: el hombre o la mujer? En esta publicación, te muestro cómo puedes tener una niña bebé.

Volviendo a algunas parejas que he visto, tener solo hijos no ha ido bien con algunas de ellas. Los hombres han estado culpando a las mujeres por ser la causa de este hecho y viceversa.

La verdad es que ninguno tiene la culpa porque ambos no tienen poder para determinar el sexo de sus hijos. Pronto te mostraré quién tiene el poder.

Dado que en mi cultura se considera una bendición tener hijos varones y mujeres, hombres y mujeres hacen lo que pueden para obtener una mezcla de niños y niñas.

Sé de algunas mujeres que consultaron a brujas y les dijeron que sus compañeros eran los culpables. A estas mujeres se les aconsejó dormir en secreto con otros hombres para tener bebés. Lamentablemente, los bebés que siguieron todavía eran niños.

Como resultado, estas mujeres se volvieron promiscuas y algunos de sus hijos en realidad no son de su esposo, biológicamente. Algunos de estos matrimonios terminaron en divorcio.

Lo primero que quiero que sepan todas las personas del mundo es que nadie puede elegir el sexo de un bebé nonato. Ni siquiera los científicos pueden hacer esta selección. Ni siquiera las brujas. La única persona que puede hacer esto es Dios nuestro Padre, quien creó los cielos y la Tierra. Los siguientes dos ejemplos prueban lo que digo.

Juan el Bautista

En la época de Herodes, rey de Judea, tanto Zacarías como su esposa Isabel necesitaban urgentemente un hijo. Pero Elizabeth no podía concebir porque era estéril. Afortunadamente, Dios hizo un milagro para esta pareja. Aunque Elizabeth era muy vieja, Dios respondió sus oraciones y ella concibió. El segundo milagro fue que Dios incluso determinó qué sexo sería ese niño: un bebé. Lee toda la historia por ti mismo:

«En tiempos de Herodes, rey de Judea, hubo un sacerdote llamado Zacarías, miembro del grupo de Abías. Su esposa Elisabet también era descendiente de Aarón. Ambos eran rectos e intachables delante de Dios; obedecían todos los mandamientos y preceptos del Señor. Pero no tenían hijos, porque Elisabet era estéril; y los dos eran de edad avanzada.

Un día en que Zacarías, por haber llegado el turno de su grupo, oficiaba como sacerdote delante de Dios, le tocó en suerte, según la costumbre del sacerdocio, entrar en el santuario del Señor para quemar incienso. 10 Cuando llegó la hora de ofrecer el incienso, la multitud reunida afuera estaba orando. 11 En esto un ángel del Señor se le apareció a Zacarías a la derecha del altar del incienso. 12 Al verlo, Zacarías se asustó, y el temor se apoderó de él. 13 El ángel le dijo:

No tengas miedo, Zacarías, pues ha sido escuchada tu oración. Tu esposa Elisabet te dará un hijo, y le pondrás por nombre Juan. 14 Tendrás gozo y alegría, y muchos se regocijarán por su nacimiento, 15 porque él será un gran hombre delante del Señor. Jamás tomará vino ni licor, y será lleno del Espíritu Santo aun desde su nacimiento.[a] 16 Hará que muchos israelitas se vuelvan al Señor su Dios. 17 Él irá primero, delante del Señor, con el espíritu y el poder de Elías, para reconciliar a[b] los padres con los hijos y guiar a los desobedientes a la sabiduría de los justos. De este modo preparará un pueblo bien dispuesto para recibir al Señor.

18 —¿Cómo podré estar seguro de esto? —preguntó Zacarías al ángel—. Ya soy anciano y mi esposa también es de edad avanzada.”  Lucas 1:5-18

 

Jesucristo

Tanto Joseph como Mary todavía estaban saliendo y Mary se había comprometido a casarse con Joseph. Ambos soñaron con su primer hijo, aunque no sabían cuál sería el sexo de ese hijo. Mientras seguían preguntándose, Dios envió un Ángel para darles toda la información que necesitaban, incluido el sexo de ese niño:

«26 A los seis meses, Dios envió al ángel Gabriel a Nazaret, pueblo de Galilea, 27 a visitar a una joven virgen comprometida para casarse con un hombre que se llamaba José, descendiente de David. La virgen se llamaba María. 28 El ángel se acercó a ella y le dijo:

—¡Te saludo,[a] tú que has recibido el favor de Dios! El Señor está contigo.[b29 Ante estas palabras, María se perturbó, y se preguntaba qué podría significar este saludo. 30 —No tengas miedo, María; Dios te ha concedido su favor —le dijo el ángel—. 31 Quedarás encinta y darás a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús32 Él será un gran hombre, y lo llamarán Hijo del Altísimo. Dios el Señor le dará el trono de su padre David, 33 y reinará sobre el pueblo de Jacob para siempre. Su reinado no tendrá fin.»   Lucas 1:26-33

En ambos ejemplos, puede ver que fue nuestro Padre Celestial en el Cielo quien determinó el sexo de los bebés no nacidos. Por lo tanto, les ruego a todas las parejas, en todo el mundo, que nunca pierdan su tiempo buscando la influencia del hombre sobre el sexo de su próximo hijo. Solo deben buscar a Dios a través de la oración y a través de sus ministros.

Estar contento con lo que tienes.

Cuando haya puesto toda su fe en Dios, y piense que ha orado más que suficiente, le aconsejo que se conforme con el sexo de los niños que Dios le ha dado hasta ahora. No luches. Deja tu situación en manos de Dios.

 

Oración que bloquea a Satanás.

 

Los días de Satanás ahora están contados.

 

Cosas que obstruyen la voz de Dios

 

Se mostrará su historial de búsqueda en Internet.

Share This:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *